NoticiaTíbet hoy

El Congreso de Los Estados Unidos aprueba un Proyecto de apoyo al Tíbet

Administración Central Tibetana:

Oficina del Representante de Su Santidad el Dalai Lama y la ACT para América Latina.


Enviando un mensaje claro a China al final del año, el Senado de los Estados Unidos aprobó la Ley de Política y Apoyo Tibetano de 2020 (TPSA) hoy. La TPSA (por sus siglas en inglés) hace que sea política oficial de los Estados Unidos que las decisiones relativas a la reencarnación del Dalai Lama estén exclusivamente dentro de la autoridad del actual Dalai Lama, los líderes budistas tibetanos y el pueblo tibetano. Cualquier interferencia por parte de funcionarios del gobierno chino se enfrentará a sanciones graves y se considerará inadmisible en los Estados Unidos.

Basada en la histórica Ley de Política del Tíbet de 2002, la TPSA aborda todos los aspectos de los derechos fundamentales del pueblo tibetano, incluidos los derechos humanos, los derechos ambientales, la libertad religiosa y la democracia tibetana en el exilio. También refuerza la financiación para los tibetanos dentro y fuera del Tíbet.

El presidente Dr. Lobsang Sangay presionó con éxito al Congreso de los EE. UU. Para la aprobación de la histórica Ley de Política y Apoyo Tibetano de 2020 atisbos de las reuniones de Sikyong con la presidenta Nancy Pelosi; El senador James E. Risch; Senador Marco Rubio y Diputado Jim McGovern.

El proyecto de ley respaldado por los dos partidos elogia a Su Santidad el Dalai Lama por su decisión de implementar la gobernabilidad democrática y también elogia a la comunidad tibetana en el exilio por adoptar con éxito un sistema de autogobierno con instituciones democráticas para elegir a sus líderes. Además, reconoce formalmente a la Administración Central Tibetana como la institución legítima que refleja las aspiraciones de la diáspora tibetana en todo el mundo y al Sikyong como su presidente.

El Sikyong Dr. Lobsang Sangay, el líder democráticamente elegido por los tibetanos en el exilio, agradeció al Congreso de los Estados Unidos por aprobar este proyecto de ley monumental sobre el Tíbet, especialmente a la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y al líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, por apoyar el proyecto de ley. También agradece a los congresistas Jim McGovern y Chris Smith, a los senadores Marco Rubio y Ben Cardin por su “liderazgo extraordinario” al presentar el proyecto de ley en la Cámara (de Representantes) y el Senado.

“La Ley de Política y Apoyo Tibetano de 2020 es un tributo al gran legado de Su Santidad el Dalai Lama y al coraje y la solidaridad de seis millones de tibetanos dentro del Tíbet”, dijo el Sikyong. “Hemos estado presionando por esto durante los últimos dos años. Esta es una victoria para la lucha por la libertad tibetana”.

La TPSA sigue a la primera entrada oficial del Sikyong al Departamento de Estado de los Estados Unidos en octubre pasado y luego a la Casa Blanca en noviembre, una visita que obtuvo una importante cobertura de los medios internacionales.

El Sikyong también elogió a los tibetanos-estadounidenses y los grupos de la sociedad civil con sede en Estados Unidos que presionaron activamente a sus representantes electos para que apoyaran el proyecto de ley.

Otro aspecto digno de mención de la TPSA es que introduce nuevas disposiciones clave destinadas a proteger el medio ambiente y los recursos hídricos en la meseta tibetana. Reconoce la importancia de la custodia tradicional de las praderas tibetanas para mitigar los efectos negativos del cambio climático en la región en contraposición al reasentamiento forzoso de los nómadas de las praderas, por parte del gobierno chino. Además, pide una mayor cooperación internacional para monitorear el medio ambiente en la meseta tibetana.

Se alienta a los ciudadanos y empresas estadounidenses que realizan actividades comerciales en el Tíbet a practicar la responsabilidad social corporativa y adherirse a los Principios Rectores de las Naciones Unidas sobre Empresas y Derechos Humanos.

Finalmente, para promover el acceso al Tíbet como se enumera en la Ley de Acceso Recíproco al Tíbet, que se convirtió en ley en 2018, la TPSA pide el establecimiento de un Consulado de los Estados Unidos en Lhasa, la capital del Tíbet. Hasta que se establezca, el proyecto de ley pide al Secretario de Estado que no autorice ningún nuevo consulado chino en los Estados Unidos.

Sikyong Dr. Lobsang Sangay, presidente de la Administración Central Tibetana, sosteniendo el borrador del proyecto de ley frente al Congreso de los Estados Unidos.
Sikyong Dr. Lobsang Sangay, presidente de la Administración Central Tibetana, sosteniendo el borrador del proyecto de ley frente al Congreso de los Estados Unidos.

Traducción al español por Aloma Sellanes tibetpatrialibre.org

About Gonpo Phyag

Escribe un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas