El sueño del despertar

Avándaro Valle de Bravo a 5 de Junio del 2020

Queridos estudiantes y amigos:

En este plenilunio de mayo – junio, en el que conmemoramos la celebración de Saka Dawa, la concepción, iluminación y parinirvana del Buda, me gustaría agradecer a todos ustedes el continuo interés que han mostrado en nuestras actividades en línea, así como el entusiasmo con el que han abrazado nuestro proyecto de Dharma en las diversas sedes que comprenden el mándala de Casa Tibet México.

Desde una muy temprana edad, he sentido el llamado y necesidad de establecer una comunidad de Yoguis urbanos.  Esto es, individuos adecuadamente educados en la matriz de las tres sabiduría del Budadharma, pero a su vez profundamente vinculados con el mundo y sus diversas necesidades. Hoy más que nunca, en estos momentos de definición, de aislamiento, pandemia, deterioro ambiental, económico y social, es fundamental que nos comprometamos con nuestro desarrollo evolutivo y contemplativo, para detonar así, la radical transformación pacífica que nuestro mundo y país urgentemente requieren.

Para ello y desde hace 25 años me he dedicado, conjuntamente con una vasta comunidad de amigos y estudiantes, a desarrollar nuestro centro de actividad e investigación contemplativa, nuestra propia tierra pura en medio de los mágicos bosques de Avándaro Valle de Bravo, en donde hemos asegurado 65 hectáreas de maravillosa tierra, y donde en 2006 inauguramos el primer Stupa Budista de México, nuestro Lhabab Chörten, bajo la inspiración y guía del inolvidable Lopön Tsechu Rinpoche, y consagrado por Su Santidad el XVII Gyawang Karmapa, Thaye Dorje. Ahí también hemos edificado nuestro centro de investigación contemplativo, el cual cuenta con inmejorables instalaciones para la práctica de meditación, en un entorno bendito por los Budas, la naturaleza y la noble motivación de nuestra sangha.

Hoy nos encontramos avanzando en la última fase del proyecto, edificando un nuevo y funcional centro de hospedaje que nos permitirá albergar a unas 20 personas adicionales, un centro comunitario con comedor, cocina industrial concebida para atender grandes eventos, terrazas, baños, centro de lavado etc.  Ahí también se construye mi propia sede, así como una orientada para albergar a maestros visitantes.  De esta manera se cumplirá mi sueño de poder permanecer por temporadas extensas en este espacio, guiando así a sus visitantes y meditadores. A su vez,  nos encontramos en el proceso de comenzar la excavación y construcción de un pozo que nos permitirá ser del todo autosuficiente en el corto y largo plazo en términos del suministro de agua potable.  Para ello tendremos que ampliar nuestro cuarto de máquinas e infraestructura de purificación de agua.  Estamos también construyendo un centro de almacenaje que nos permitirá resguardar 15 mil litros del preciado líquido para nuestras diversas actividades.

Pretendemos en su momento realizar obras de jardinería así como un huerto orgánico que nos de autosuficiencia en vegetales para nuestra cocina.

Por si todo esto no fuese suficiente, en un mes comenzaremos la cimentación de la Gompa, la joya en el loto de esta nueva fase de expansión de nuestro centro.  La misma nos permitirá organizar una gran variedad de actividades in situ, con una capacidad para alrededor de 180 personas, dotada de terrazas, baños, bodega y cocina. 

Con toda esta nueva infraestructura, podremos también elaborar los rellenos necesarios para nuestra futuro Stupa en Cancún Quintana Roo.

Todo este proyecto es uno que hemos detonado sin pedir recursos a ustedes, con el objetivo de mantener al mismo libre de conflictos y obstáculos.

El futuro de nuestra comunidad y del Dharma en México depende de iniciativas como ésta.  Ya no es necesario viajar a ningún lugar para hacer retiro y dedicarse en corto o largo plazo al estudia y práctica del Dharma. Hoy los miembros de nuestra comunidad cuentan con todas las enseñanzas e instrucciones  necesarias, así como la mejor infraestructura material imaginable y lo único que resta es que lo aprovechen y se determinen a utilizarlo.

Deseo ver a generaciones de estudiantes y meditadores animar este espacio sagrado único en Latinoamérica y bendito por lo Budas de los tres tiempos.

Les comparto algunas fotos de los avances en el mismo.

Les dejo con una cita de mi primer maestro budista en esta vida, Lama Anagarika Govinda quien a los 8 años, al través de su maravillosa obra autobiográfica “El Camino de la Nubes Blancas” reanimó en mí un ancestral vínculo con el Budismo Tibetano.

“Lo que occidente (tanto Europa como América) hoy necesita, son centros de meditación en donde el hombre pueda hallarse a así mismo de nueva vez.  Para ello no se requiere de nada más que el silencio de la naturaleza y la quietud de la mente.  Es ahí en donde el este y el occidente se encontrarán y el Vajra (cetro de diamante) del corazón se actualizará”

Lama Anagarika Govinda en una carta escrita en 1967 a su estudiante y amigo Joe Miller

Les mando mis mejores deseos así como mi cariño y afecto brujo

Suyo en el Dharma

Lama Tony

 

About Marco Antonio Karam

Desde mi temprano encuentro con la cultura y espiritualidad tibetana, tuve el deseo de conformar una institución dedicada a la difusión y preservación de la extraordinaria civilización del techo del mundo, hoy genuinamente amenazada por la extinción.
Marco Antonio Karam
Desde mi temprano encuentro con la cultura y espiritualidad tibetana, tuve el deseo de conformar una institución dedicada a la difusión y preservación de la extraordinaria civilización del techo del mundo, hoy genuinamente amenazada por la extinción.

2 Comments

  1. Un lugar mágico y único que como parte de la comunidad espiritual de Casa Tibet deberíamos todos aprovechar para poner a prueba en dicho laboratorio contemplativo la enorme y valiosísima gama de instrucción y enseñanza que se nos ha dado por tantos años gracias a los esfuerzos de nuestro preciado lama Tony y sus colaboradores.
    ¡Muchas felicidades!
    Y que Por este enorme mérito el Dharma en México florezca infinitamente.

Escribe un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas