“Si enfocaras tus ojos en un árbol y despejaras la idea preconcebida de que el árbol es un nombre o una palabra que te han enseñado, sabrías mirar el árbol de verdad. Aprenderías a ver cada movimiento de sus hojas y experimentarías su color, su olor y todos sus aspectos. Podrías apreciar ese árbol y verlo completo en sí mismo”.


Tomado de:

Milarepa: Lessons from the Life and Songs of Tibet’s Great Yogi, de Chögyam Trungpa, página 191.

One Comment

  1. Erick piña

    Hermosa leccion de milarepa

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *